¿Qué es la rinoplastia ultrasónica?

Blog de Noticias, Consejos y Cuidados Estéticos

Mejorar la apariencia de la nariz es el anhelo de muchos, y gracias a los nuevos avances tecnológicos, la rinoplastia tradicional ya no es la única opción que tienen para lograr una nueva nariz. Con el uso de ondas de ultrasonido es posible lograr mejores resultados.  Sigue leyendo para que conozcas qué es la rinoplastia ultrasónica y más detalles sobre este procedimiento.

¿Qué es la rinoplastia ultrasónica?

La rinoplastia ultrasónica es una evolución de la rinoplastia tradicional, utiliza técnicas más avanzadas. Emplea las ondas ultrasónicas de alta frecuencia, para cortar y remodelar el hueso y el cartílago, con lo cual logran realizar una cirugía más precisa. Esta ofrece mejores resultados y se reducen las posibilidades de daños en los nervios o los vasos sanguíneos.

Es una de las cirugías plásticas que se realizan en el rostro, que busca remodelar la nariz, con el objetivo de corregir deformidades nasales, ya sean por razones estéticas o funcionales. 

¿Cómo se hace la rinoplastia ultrasónica?

Tecnología ultrasónica en cirugía estética

La tecnología ultrasónica es una herramienta que se aplica cada vez más dentro de la rama de la cirugía estética, gracias a las muchas ventajas que ofrece y que convierte los procedimientos tradicionales en cirugías más precisas, reduciendo los riesgos de daños a los tejidos circundantes, sangrado y hematomas. 

Además, con la aplicación de este tipo de alternativas permite a los pacientes recuperarse de manera más rápida y con resultados que hacen lucir una apariencia más natural.    

El proceso paso a paso

Para comenzar con la cirugía, el médico debe administrar la anestesia, la cual dependerá de distintos factores específicos de cada paciente. Sin embargo, en la mayoría de los casos se utiliza la anestesia general, para que el paciente pueda permanecer dormido durante toda la cirugía. 

Posterior a esto, se hace el corte en la base de la nariz. Se levanta con mucho cuidado la piel dejando al descubierto los huesos expuestos, y es el momento para iniciar la remodelación de la nariz.

LEER  Claves para una efectiva recuperación tras un BBL

Remodelar el hueso y el cartílago durante una cirugía ultrasónica requiere del uso de un instrumento especializado que emite ondas ultrasónicas, con el que se puede pulir, esculpir, remodelar o fresar el hueso de manera muy precisa sin causar daños en los tejidos ubicados alrededor. Finalizado este paso, el cirujano procederá a ajustar y volver a posicionar los tejidos nasales, para luego cerrar las incisiones con puntos de sutura o grapas.

Beneficios de la rinoplastia ultrasónica

Las técnicas que utiliza la rinoplastia con ultrasonido ofrecen a los pacientes una recuperación más rápida, con menos dolor e incomodidades y podrán volver a su rutina normal pronto, gracias a que es un procedimiento menos invasivo. 

Asimismo, los resultados serán más efectivos, con cicatrices más pequeñas.

Ventajas sobre la rinoplastia tradicional

En la rinoplastia tradicional se utilizan herramientas como raspadores, cinceles y martillos para remodelar huesos y cartílagos de la nariz. Con lo cual los huesos pueden llegar a astillarse o fracturarse o pueden ocasionar traumas adicionales como la inflamación, los hematomas o cicatrices. Por su parte, la rinoplastia ultrasónica con el uso de herramientas piezoeléctricas, para lograr un resultado más preciso, evita lesiones en los tejidos blancos o fracturas o astillamientos.

Otras de las ventajas de la rinoplastia ultrasónica en comparación con la tradicional son la reducción de los tiempos de recuperación, puesto que no ocasiona traumas importantes. También con esta cirugía se logran resultados que lucen más naturales, y que además se mantienen a largo plazo.

Resultados y recuperación

Los resultados que se obtienen al someterse a una rinoplastia ultrasónica son efectivos y sirven para corregir deformidades en la nariz, que pueden tener causas congénitas o que pueden haber sido provocadas por lesiones o accidentes.

Con esta cirugía también se pueden corregir obstrucciones en la nariz, o defectos estéticos. A pesar de que los resultados son visibles casi de inmediato, la inflamación y los hematomas pueden permanecer por algunas semanas, o incluso entre 6 y 12 meses. 

Como ya mencionamos, la recuperación es un proceso más rápido, que puede durar entre una o dos semanas, y luego de eso el paciente puede retomar sus actividades cotidianas, evitando los esfuerzos y la actividad física exigente.  También, en esta etapa hay que recordar la importancia de seguir las indicaciones del cirujano, tomar los medicamentos indicados que tendrán efecto en la disminución del dolor y de la inflamación, sin olvidar que se debe utilizar protector o férula en la nariz.

LEER  Mastopexia: guía completa para entender el procedimiento

Parte esencial del proceso de recuperación de una rinoplastia ultrasónica es asistir a las consultas de seguimiento que programará el médico para constatar la evolución de la cirugía, es de acuerdo a lo esperado

Candidatos ideales para la rinoplastia ultrasónica

Evaluación de pacientes

El cirujano en una consulta inicial revisará la historia del paciente para asegurarse de que es mayor de 18 años y realizará una evaluación del paciente para constatar que su salud general es óptima. 

También resulta esencial que el paciente no fume, puesto que esta condición afecta la recuperación de la persona.  Quienes fuman podrían tener postoperatorios más largos y en casos más graves, aumenta el riesgo de complicaciones. 

Además de esto, es importante saber que el candidato ideal para una rinoplastia ultrasónica es aquel que necesita que el hueso nasal se esculpa con mucha presión, para quienes tienen una joroba dorsal o que requieren suavizar ciertas irregularidades en el hueso que forma el puente de la nariz.

Expectativas y realidades

Adicionalmente, a todos estos aspectos físicos, un candidato adecuado es aquel que tiene expectativas realistas en cuanto a los resultados que este tipo de cirugía les puede ofrecer. También deben estar conscientes de que, a pesar de que la cirugía es menos invasiva, igual aparecerán algunos hematomas e inflamación, y necesita de un período de recuperación.

Riesgos y consideraciones

Posibles complicaciones

Tal como sucede con cualquier procedimiento quirúrgico, la rinoplastia ultrasónica también conlleva riesgos y complicaciones.  Algunos de los posibles inconvenientes que el paciente puede presentar están:

  • Infecciones. Pueden hacerse evidentes con el enrojecimiento de la piel de la zona operada, así como la aparición de inflamación, dolor y secreciones.
  • Sangrado. En algunos casos puede haber sangrados leves que no representan un alto riesgo y que con medicamentos es posible mejorar.  Sin embargo, si se trata de un sangrado fuerte, se debe consultar con el médico de inmediato.
  • Problemas para respirar. Debido a la inflamación en la zona, algunos pacientes pueden presentar problemas respiratorios moderados, pero en caso de tener alguna condición más severa no dude en hablar con su doctor lo antes posible.
  • Resultados no deseados. Existe la posibilidad, aunque baja, de que los resultados no sean los esperados y que la nariz quede asimétrica, del tamaño no deseado, ya sea muy grande o muy pequeña.
LEER  ¿Cuáles son los tipos de rinoplastia?

Cómo elegir un cirujano adecuado

Lo clave es buscar un profesional calificado, certificado y con experiencia en rinoplastia Madrid, ya que se trata de una cirugía delicada e importante para la armonía del rostro y para mejorar tu apariencia.

Elegir un buen cirujano te asegura que puedas obtener el mejor resultado posible.  Además, es importante averiguar sobre las técnicas que utiliza y como ha sido la experiencia de anteriores pacientes.

Puedes contactarnos y pedir una valoración para saber si eres candidato a una rinoplastia ultrasónica, somos especialistas en cirugías estéticas.

Preguntas frecuentes sobre la rinoplastia ultrasónica

Preguntas comunes de los pacientes

En la consulta inicial con el cirujano, hay ciertas preguntas que no se pueden pasar por alto, ya que permiten conocer mejor al cirujano, el procedimiento en sí, la recuperación y los riesgos y complicaciones.  Algunas de estas preguntas son:

  1. ¿Cuál es la experiencia, capacitación y técnicas que utiliza el cirujano cuando realiza una rinoplastia ultrasónica?
  2. ¿Cuál es el tipo de anestesia que usa generalmente, y cuál sería la que recomendaría en su caso particular?
  3. ¿Cuál será la duración de la cirugía?
  4. ¿Cuánto tiempo de recuperación en el hospital necesitará, y cuánto tiempo será la recuperación en casa?
  5. ¿Cuáles son los posibles riesgos y las complicaciones del procedimiento?
  6. ¿Qué resultados esperar?

Despejando mitos y dudas

Uno de los principales mitos que pueden rondar en torno a la rinoplastia ultrasónica, es en cuanto al nivel de dolor que puede producir.  Algunos pueden creer que es un procedimiento indoloro, pero si produce dolor solo que es menor al de una rinoplastia tradicional.  

También algunos piensan que este tipo de procedimientos puede conllevar menos riesgo, pero la realidad es que al ser una cirugía tiene los mismos riesgos de infección, hinchazón y sangrado que cualquier otra.  Hay quienes creen, de forma errada, que una rinoplastia ultrasónica puede corregir problemas respiratorios, pero lo que sí es posible lograr es mejorar la función nasal, pero en casos de problemas respiratorios es mejor consultar a un especialista.

Conclusión

Sin lugar a dudas, la rinoplastia ultrasónica ofrece ventajas como la precisión en los resultados, es menos agresiva, podrás sentir menos molestias en el posoperatorio y una más rápida recuperación. Por lo cual se presenta como una alternativa ideal para obtener una nariz simétrica, perfilada y personalizada. Solo debes recordar, que antes de tomar la decisión, primero debes elegir un buen cirujano, como nuestros especialistas, pide una consulta para confirmar que eres un candidato para este tipo de procedimiento y que tus expectativas son realistas.

Dr. Miguel Fernández Calderón – Cirujano plástico

Dr. Miguel Fernández Calderón – Cirujano plástico


Licenciado en Medicina por la universidad de Castilla-La Mancha, con formación de Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva en el Hospital Universitario La Paz. Miembro de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (S.E.C.P.R.E)

Equipo De Sculpture Clinic

Juntos somos más fuertes

blog del mejor cirujano plastico reparador estetico

Dr. Miguel Fernández Calderón

Cirujano plástico, reparador y estético

Dra. Irene Otero

Anestesista

Dr. Juan Godoy

Cirujano plástico, reparador y estético

Dra. Estefanía Alonso

Cirujana plástica, reparadora y estética